Tzatziki

El tzatziki es una salsa fría basada en el yogur y el pepino, con raíces en el Este del Mediterráneo. Se puede usar para acompañar ensaladas, puede ser untado en pan, y si se prepara bastante líquido se puede incluso beber. Es muy refrescante y sencillo de hacer. Las siguientes proporciones dan para una comida de 4-6 personas y aún sobra para repetir!

Ingredientes:

  • 1 pepino grande, más bien seco (no “acuoso”)
  • 1/2 kilo de yogur griego, que es cremoso y sin suero.
  • 1 ó 2 dientes de ajo, dependiendo del gusto general.
  • Aceite de oliva y vinagre
  • Sal

Elaboración:

1. En un bol rallamos los ajos  y luego rallamos todo el pepino, piel incluída, cuanto más fino mejor. Si vemos algo del líquido del pepino podemos tirarlo, para conseguir una textura más cremosa. Si quisiéramos el tzatziki como bebida, podríamos usarlo.

2. Añadimos el yogur, procurando evitar el suero que pudiera tener.

3. Removemos bien todo y añadimos sal y aceite a gusto.

4. Para acabar, al tzatziki le sienta muy bien el vinagre, que añadiremos en poca cantidad, siempre probando para no pasarnos.

5.  Si tenemos menta, podemos picar un poco para adornar y aromatizar. Hierbabuena también sirve.

6. Lo dejamos en la nevera cuanto más rato mejor, para que se asiente la crema y se repartan los sabores.

Ya sea untado en tostaditas, o como aliño en la ensalada, o acompañando carne, o incluso bebido, es una salsa fenomenal que da pie a investigar y probar ingredientes nuevos!

Keko

Esta entrada fue publicada en Salsas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Tzatziki

  1. admin dijo:

    Por el lado Oeste del Mediterráneo recibimos encantados esa refrescante salsa griega.

Deja un comentario