05 – Velocity Prediction Program (VPP) y polares

Las VPP, Velocity Prediction Program, expresadas en forma de curvas polares, son la información más importante para saber si se está al máximo de la velocidad posible en cada rumbo. Gracias a ellas también es posible comparar diferentes barcos y elaborar con ellas un buen rating comparativo para regatas.

Las proporciona el Performance Package que puede adquirirse al pedir un certificado IMS. Para el navegante  sofisticado son objetivos de gran interés, pero el aficionado más novato aprenderá mucho, como por ejemplo las velas a usar para cada rumbo y fuerza del viento. También existen otros paquetes de software que trazan las polares.

Internamente las VPP calculan de forma sofisticada los elementos que aumentan la velocidad, gracias a las velas, y los que frenan, gracias al casco. Hay que entender que suponen un entorno ideal que casi nunca existe, como que en la realidad los vientos son cambiantes en dirección y fuerza, no hay rumbos perfectos, las mareas y corrientes existen y los rizos no se toman cuando es necesario. Tiene en cuenta, en una cierta medida, el arrastre que produce el casco con las olas que produce el viento, pero no siempre estos factores van coordinados.

Con la flecha hacia abajo vemos la dirección del viento desde 0º hasta 180º, así la linea horizontal sea para el través o 90º. Las polares son dos, las de viento real y las del aparente, y naturalmente reflejan esos estados, por ejemplo el diagrama para el viento aparente de 90º es en el real de 105º y la fuerza ligeramente superior.

Utiliza seis velocidades de viento, 6, 8 10 12, 16 y hasta 20 nudos pero, en cambio, la predicción de velocidad  es de décimas de nudo. Si nos fijamos en la ceñida, un incremento de la velocidad del viento no supone un aumento importante en la velocidad del barco, en cambio, el traveses la velocidad del viento es crucial.

Las polares indican cuando se deben cambiar las velas, pero no como trimarlas exactamente. También indican que para vientos ligeros el descuartelar nos da la una buena velocidad, en cambio.para vientos fuertes es más cuando el viento viene de través.

Si solo tenemos el viento aparente, la fórmula para calcular la velocidad real es:

VR = √[VA * sen (AAº)]² + [VA * cos (AAº) – V]²

siendo:

VA = Velocidad del viento aparente en nudos

VR = Velocidad el viento real en nudos

AAº = Angulo del viento aparente en grados

V = velocidad del barco en nudos

En los entrenamientos se prueban las predicciones de las polares navegando en los dos bordos, un día con el viento constante y fijo con la mar llana, porque las olas producen retrasos en según que rumbos. Pero hay que recordar que estas predicciones son ideales y que las velas deben ser muy nuevas y con los ajustes de trimado perfectos.

Conviene calibrar los instrumentos para que nos indiquen datos para los 33′ de altura, porque esa es la de las polares.

Otra causa de error son las lecturas de velocidad del barco que nos da la corredera, afectada por las turbulencias del casco. Dicen que lo ideal es calibrarlas con una antigua Walker a dos esloras por popa del barco. Pero también es posible con el GPS, navegando en aguas sin corrientes ni mareas.

Hay que observar cuidadosamente los cambios de velas entre foques y spis simétricos que no siempre parecen posibles.

Se pueden conseguir las polares de un barco determinado de forma gratuita de la ORC (ver detalles en su web para las Speed Guide) que proporcionan mucha información útil.

Las que corresponden al Wit Blits son las siguientes:

VientoReal VtoAparenteA continuación está el diagrama polar del Caribean, un diseño de Van de Stadt

Polar12m

 

Deja un comentario